Liberación Emocional de Energía Negativa con Liberación Miofascial
Publicado en:February 10, 2022

Publicado por: Southwest Myofascial Release

Negative Energy with Myofascial Release

Liberación Emocional de Energía Negativa con Liberación Miofascial

¿Alguna vez ha experimentado usted una liberación emocional?

La Terapia de Liberación Miofascial también ayuda con la liberación emocional de la energía negativa, ya que le brinda muchísima paz. Le trae paz, (1) porque un cuerpo sin dolor crónico y/o rango de movimiento limitado tiene mucha más paz y serenidad, pero (2) trae más paz al deshacerse también del estrés, la ansiedad y la depresión, (3) especialmente con más y mejor descanso que le trae al cuerpo con un mejor sueño, apetito y el refuerzo del sistema inmunológico. El cuerpo está más calmado y refrescado por ello, lo que lo ayuda a funcionar y rendir mucho mejor y también conduce a una mayor paz. En toda esta conmoción, cuando el polvo se asienta, la energía negativa ha salido por la puerta trasera para dar paso a una energía maravillosa y pacífica que es una energía totalmente positiva.

Los terapistas de la liberación miofascial como yo misma experimentamos la liberación emocional de energía negativa en nuestros pacientes. Sí, mientras yo trabajaba con mis pacientes, encontré áreas que se sentían . . . diferente. Entonces, el paciente luego tiene una liberación emocional. Ellos pueden empezar a gritar, reír e incluso llorar (el “buen” llanto). Su liberación emocional puede traer de vuelta visiones, recuerdos o flashbacks nunca antes experimentados por ellos o que habían olvidado que tenían.

Para algunos de mis pacientes, este concepto le suena como una especie de galimatías hippie. Sin embargo, las personas que nunca habían oído hablar del concepto experimentan descargas emocionales durante mi tratamiento con la terapia de liberación miofascial. Nunca les hago saber que existe la posibilidad de que experimenten una liberación emocional. En ese momento, ellos todavía no tienen idea de lo que es una liberación emocional. Sin embargo, algunos terminan llorando en la cama de tratamiento.

Una Liberación Emocional

El debate continúa sobre cuáles son estas liberaciónes. El papel de un terapista durante estas descargas emocionales es algo que todavía pone nerviosos a los psicólogos. Hay méritos válidos para esta preocupación. Las personas en estos estados emocionales que son vulnerables pueden crear recuerdos falsos. Hay algunos que fomentan los recuerdos falsos. Además, los recuerdos falsos pueden ser creados particularmente por tratamientos como recreaciones de nacimiento. En lugar de una resolución emocional, es para aumentar el daño emocional al que esto puede conducir.

Para algunos, esta información puede sonar controvertida y nueva. Se puede encontrar valor terapéutico en la liberación emocional que se haga correctamente. En este blog Southwest Myofascial Release proporciona herramientas que tanto al terapista como al paciente los ayudan a navegar estas experiencias. El experimentar una liberación emocional puede sentirse increíblemente vulnerable. Si usted ya experimenta una liberación emocional con su terapista, lo mas probable es que usted ya tiene mucha confianza en él/ella. La liberación emocional probablemente tendrá buenas ramificaciones debido a este signo positivo.

Su terapista debe proporcionarle lo siguiente:

  • Sin escrutinio ni juicio alguno, se le debe permitir a usted experimentar la emoción con el apoyo de su terapista.
  • Deberían empoderarlo a usted durante esta experiencia. Usted siempre debe tener el derecho a finalizar la sesión. Siempre debe ser su decisión si desea que continúen trabajando en esa área o quiere que se detengan; todo debe basarse siempre en lo que USTED desea. Usted debe tener el poder sobre lo que ocurre durante la sesión porque es un estado increíblemente vulnerable en el que se encuentra usted.
  • Su terapista no debe decirle a usted lo que usted mismo siente, ni debe preguntarle si un determinado evento ocurrió, decirle qué significa, ni darle consejos.
  • Usted no debe ser abandonado por ellos. La emoción tampoco debe ser evitada por ellos, al otro lado de forzarlo a través de una emoción. Es posible que algunos terapistas no sepan qué hacer si usted experimenta emociones porque, a veces, incluso ellos se sienten inseguros a su alrededor. Esto puede llevar a que el terapista emita una sensación de juicio, diciéndole que deje de sentir o incluso terminando abruptamente su terapia. Tales respuestas no le proporcionan lo que usted necesita en su estado vulnerable.
  • Dependiendo de su preferencia, se le debe dar autorización a usted para compartir su experiencia o no compartirla.
  • Las declaraciones apropiadas serían, “usted tiene autorización para sentir lo que está sucediendo”, o “está bien que usted lo sienta”. No es apropiado que el terapista use afirmaciones como “¿Se siente _____?”. o “¿Se le ocurrió algo?”.
  • La liberación emocional a veces puede ir y venir. Después de uno de ellos, la mayoría de los pacientes informan sentirse más ligeros y aliviados. Es genial si eso le ocurre a usted. Sin embargo, usted puede decidir ver a un consejero si, en cambio, le plantea algo. Durante este tiempo usted también puede continuar con su terapia. Esta decisión varía de persona a persona.
  • A través de una liberación emocional usted puede ser ayudado si ello le ayuda a desarrollar la habilidad de sentir su cuerpo y su mente. La autocompasión se debe practicar. La vulnerabilidad también hay que practicarla: Para trabajar sensaciones, sentimientos y emociones, hay grandes libros publicados que lo ayudan a desarrollar herramientas para ello. Intégrelo a su vida a partir de leerlos cuando pueda.

Lo que todos los terapistas deben hacer:

  • Debemos seguir siendo solidarios con nuestros pacientes pero desapegados. Deberíamos permitir, sin juzgar, que surja la emoción. En la otra cara de la moneda, sin quedar atrapados nosotros mismos, debemos permitir que el paciente experimente la emoción.
  • Debemos mantener nuestras manos sobre el paciente, moviéndolas solo si se nos pide: en un momento tan vulnerable, mover nuestras manos puede sentirse como un abandono para el paciente.
  • Nosotros también deberíamos practicar la vulnerabilidad y la autocompasión con regularidad. Estaremos más cómodos con las emociones del paciente cuanto mejor desarrollemos esta habilidad. A lo largo del proceso, necesitamos apoyar al paciente, aunque no debemos asesorarlo.
  • Se debe permitir que el paciente elija lo que necesita de la liberación emocional y la sesión. Al final pueden sentirse muy bien: como si les quitaran un gran peso de encima. El paciente puede sentir que necesita trabajar en algo que se le ocurrió. Su viaje es este. Los próximos pasos deben ser elegidos por ellos. Nunca podemos forzar una experiencia en el paciente que puede no estar allí; podemos asegurarles que pueden continuar con seguridad con la terapia o buscar asesoramiento. Deberíamos crear un espacio para que el paciente trabaje a través de la emoción. La emoción no es nuestra, sino de ellos. La forma en que necesitan procesarlo es la forma en que debemos permitirles.
  • Debemos mantenernos conectados a tierra: debemos mantener los pies en el suelo e imaginar que se hunden en él. La energía que fluye hacia la tierra o las raíces que crecen a través de la tierra son cosas que también podemos imaginar. Con la ayuda de estos ejercicios se evita que nos envolvamos en las emociones del paciente.

Llámenos para ayudarlo a sanar, pues siempre estamos aquí en Southwest Myofascial Release para usted. Con la maravillosa terapia de liberación miofascial podemos sanar el dolor crónico en todo el cuerpo, así como las limitaciones en movimiento. Call TODAY!

You May Also Like

Puntos Calientes Miofasciales

Puntos Calientes Miofasciales

Los Puntos Gatillo Son Puntos de Acceso Que Desencadenan el Caos Corporal La unión toracolumbar es un punto de acceso muy común para la tensión miofascial...

Puntos Calientes Miofasciales

Puntos Calientes Miofasciales

Los Puntos Gatillo Son Puntos de Acceso Que Desencadenan el Caos Corporal La unión toracolumbar es un punto de acceso muy común para la tensión miofascial...